Arquitectura en Bogotá

Encuentra estudio de arquitectura - Arquitectos para tu proyecto de reforma, construcción casas modernas de lujo.

Ser dueño de tu propia casa es un sueño que comparten muchos colombianos. La oferta de viviendas en Bogotá presenta una tendencia creciente a través de los años apoyada por el gran atractivo para muchos, como una alternativa a los que buscan diversificar sus activos financieros.

Los arquitectos en Bogotá juegan un papel importantísimo en estas ofertas inmobiliarias donde no sorprende que se encuentre una relación proporcional entre los diseños arquitectónicos y el ascenso continuo en inversión inmobiliaria para obras nuevas o de reformas.

Potencial arquitectónico e inmobiliario

Como una de las ciudades más densas e importantes del mundo, Bogotá es un centro de negocios y cultura. En los últimos años, se ha ido alejando del declive que presenció durante las últimas dos décadas y se está transformando en una ciudad vibrante que es optimista sobre su futuro.

En el centro de la ciudad, las instalaciones que alguna vez fueron decrépitas se han convertido en nuevos proyectos inmobiliarios. Los proyectos de desarrollo, como el del Parque Central Bavaria (que alguna vez fue un planta cervecera, al frente del actual Museo Nacional), son excelentes ejemplos de proyectos exitosos de renovación urbana implementados a través de una iniciativa privada. 

Sin embargo, la ciudad todavía sufre de una división significativa entre las áreas prósperas y las afectadas por la pobreza. Los barrios ricos suelen tener casas grandes protegidas por sistemas de seguridad estándar occidentales, ya que la tasa de criminalidad no ha disminuido. Aún así, muchas personas eligen hacer de Bogotá su hogar, ya que es un importante centro comercial.

Transformación de los espacios como atractivo para invertir

La transformación de la ciudad y de sus actividades supone una participación activa de los entes administrativos que permita una atractiva rentabilidad en la inversión inmobiliaria.

Se necesitan visiones realistas y concertadas sobre las necesidades de suelo y un análisis de las variables que la determinan, para transformar los espacios con una escala regional, que integren los intereses de los actores y las dinámicas del desarrollo territorial.

En esto juegan un papel importante los municipios vecinos, pero no como “productores” de suelo habilitado para vivienda de la “gran ciudad”, sino como áreas urbanas delimitadas y viables en términos económicos, ambientales, sociales y políticos.